Aleksandar Mitrović al rescate

Quizás en Craven Cottage se jugaba uno de los atractivos de la jornada de Premier League. El Watford de Javi Gracia con las necesidades, a priori, de un equipo de mitad de tabla, pero con la actualidad de jugar para meterse en la cúspide que hasta hace poco ocupaba junto al Chelsea o Liverpool. Esto no se entendería de ninguna manera, entre tantas cosas, sin la presencia de un Abdoulaye Doucouré que representa, sin duda, una de las características del equipo de Vicarage Road: presencia e intensidad.

Del otro lado, con la presencia en el estadio de un mítico Clint Dempsey, los de Slavisa Jokanović salían con el 1-4-4-3 en el intento de introducir sus mejores herramientas. Varios de ellos, recientemente fichados en el último mercado. Pero queda claro una vez más que no se trata de cuánto fiches, sino de cómo lo hagas y bajo qué idea que sostengas esos “refuerzos”. En este caso, una de las mejores noticias en un inicio del Fulham un tanto agrio tiene nombre y apellido: Aleksandar Mitrović.

jhgjhg

Aleksandar Mitrović vs Watford (90 minutos).

Sus números lo refrendan con los remates al arco y también con la cantidad de duelos ganados ante Cathcart o Kabasele. Pero esto termina siendo pura estadísticas en las cuales muchos se pueden “amparar” sin haber visto ni un minuto de las cosas que ha producido el serbio en sus posteos y arrastres de marca, para dejar la zona de mediapunta limpia para las interacciones de Vietto (hoy muy móvil) o André Schürrle, en el segundo tiempo mucho más activo.

Las arremetidas del equipo de Gracia, con un excelso Doucouré en cuanto a despliegue, se hacían profundas ante la poca solvencia del dúo Mawson-Chambers y ante los buenos movimientos del dúo de ataque hornet: Deeney-Gray. Y cabe recalcar algo en este suceso: el acompañamiento y llegadas de muchos hombres para dejar a Capoue, casi, como mediocentro puro para Javi Gracia.

En el rival, algo similar: momentos en salida de armar línea de 3 en defensa con McDonald “sumándose” a la zaga, para dejar a un Seri movedizo en la zona medular e intentar engranar juego. Algo dicho sea de paso bastante en falta para los whites. ¿La explicación? Las características más anárquicas en cuanto a juego de los centrocampistas, exceptuando a Jean Michaël. Por tanto, es uno de los (tantos) registros, que todavía tiene al debe Jokanović con su Fulham. Quitarle menos “registro Premier” e instalarle el control mediante el juego asociado.

Jugar simple, que es lo más difícil.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s