Falsas esperanzas

Cuando Manuel Pellegrini llegó para hacerse cargo del West Ham a fines de mayo, jamás se le debió de haber pasado por la cabeza un comienzo de temporada tan malo como el que está teniendo el equipo. Cuatro derrotas en cuatro partidos, no son precisamente lo que un entrenador que empieza una nueva etapa espera.

Las esperanzas que tenían los aficionados eran grandes, sobre todo cuando se iban anunciando, uno tras otro, los fichajes para el inicio del año futbolístico. Sin embargo, todas esas esperanzas, ya se empezaron a diluir con el correr de las primeras fechas de liga. El West Ham ha gastado en fichajes nada más ni nada menos que casi 96 millones de libras (algo así como 108 millones de euros), convirtiéndolo en el 4to equipo que más gastó en el pasado mercado de fichajes en Premier. Solo quedó detrás de Liverpool, Chelsea y Fulham (1ero, 2do y 3ro respectivamente). Para un equipo de segundo o tercer nivel, como lo es el West Ham, es un gasto y un riesgo grandísimo.

Si bien la plantilla es amplia y Pellegrini tiene material para revertir la situación, llama la atención lo mal que juega el West Ham. Parece un equipo desganado, sin ideas y que al primer traspié, se deja pasar por encima. En todos los partidos (con la excepción de la primera fecha ante Liverpool, en la que fue superado de principio a fin) comenzó mostrando buenas intenciones, pero da la sensación de que da los partidos por perdidos antes de que terminen.

Para la mayor parte de la gente, siempre que un equipo juega mal, los mejores jugadores son los que no están jugando. Ese es el caso del West Ham. Le está faltando un jugador que podría ser clave para la recuperación del equipo. Este jugador se llama Manuel Lanzini. Es cierto que todavía le falta bastante para recuperarse de su lesión, pero por como juega el equipo, le puede ser muy útil a Pellegrini. Muchas veces se nota que el equipo está partido y tiende a jugar balones largos para que Arnautovic se las arregle. Si bien está Jack Wilshere en el plantel, Lanzini puede servir como el enlace que de la pausa al equipo.

El caso del West Ham en esta temporada hace recordar mucho al inicio de Everton de la temporada anterior. Con un mercado de fichajes muy activo y esperanzador, pero con un inicio muy malo. Lo cierto es que aún es muy pronto de predecir lo que sucederá, por lo que habrá que esperar a ver si el equipo se puede recuperar como lo hizo el Everton la campaña pasada, o si la película terminará con la peor noticia para el aficionado de cualquier equipo del mundo: el descenso. Por lo pronto, se puede decir que no la tendrá fácil a corto plazo, ya que en las próximas cinco fechas se enfrentará entre otros, a Chelsea, Manchester United y Tottenham.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s