La mitad del vaso lleno

No vas a saber decir el nombre de un sólo jugador sin mirarlo. Ni siquiera recuerdas el nombre de los 4 que jugaron cedidos en LaLiga Santander. Solo te sonará el nombre de su seleccionador, Pizzi. Y notable es el trabajo que está desempeñando el bueno de Juan Antonio con Los Halcones Verdes.

 

Tiene una papeleta difícil, Arabia Saudí, ser la cenicienta del grupo del anfitrión. Y evidentemente el resultado lo atesora, sin embargo, muchos son los motivos para creer que la cita en Rusia va a servir al fútbol saudí para desarrollar talento y dejar de importar a base de talonario.

 

Bien es verdad, que Rusia estuvo muy bien plantada, defensivamente ordenada, con 2 líneas muy juntas, y los extremos apoyando mucho a los laterales. Pero Arabia Saudí dejó muestras de la mano de su míster. Mucho juego combinativo, primer toque, paredes, asociarse bien juntos y no rifar la pelota atrás.

 

Es cierto que hay muchos errores de conceptos graves. Mucha distancia en el bloque -más de 80 metros entre la zaga y el delantero-, mal escalonamiento de la salida de balón y demasiado buenismo en el tercio final. Pero sin duda, se les ha visto cosas muy interesantes y han gozado de unos minutos -los de la desconexión de Golovin- donde ha triangulado y llegado arriba con muchísima intención.

 

Si los jeques quieren hacer negocios con el fútbol, que tomen papel y boli de esta Copa del Mundo, vean la intencionalidad de su combinado nacional y apuesten por desarrollar el talento patrio. Sin duda, esta selección puede sentirse orgullosa de su paso por la estepa rusa, y puede desarrollar los mimbres para ser una liga ambiciosa y que vuelvan a levantar La Champions Asiática , que se resiste desde 2005.

 

Dejo un dato relevante, y es que ser la selección más baja del torneo, te lleva a haber recibido 13 goles aéreos en 14 partidos, por lo que es un asunto a tratar por Pizzi.

 

Destacable también que en Rusia haya tenido que salir el talento de su mejor hombre, Golovin, para golear a la más débil. No se han apreciado errores groseros, ni una evidente superioridad rusa. La goleada se ha fraguado en las botas del diamante del CSKA de Moscú, por lo que poco se puede analizar en los errores durante el partido. Si que lamento que Pizzi no haya elaborado una tela de araña para desconectar al bueno de Alexandr, aunque imagino que suficiente con lograr compactar el equipo, como para intentar dar un paso más.

 

Buenas sensaciones en el equipo que ha perdido, que a pesar de todo, ha demostrado debilidades patentes de la selección anfitriona.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s