Marruecos: Por una hazaña más

 

En 1998, el marroquí Mustapha Hadji recibió el premio al mejor jugador africano sucediendo al nigeriano Víctor Ikpeba. Ese mismo año, los Leones del Atlas -tal como se conoce al seleccionado de Marruecos- jugaron su último Mundial. La camiseta número 7 de aquel equipo tenía un dueño indiscutible que era justamente Hadji. En la cita en suelo francés, anotó el primer gol en el 2-2 del debut ante Noruega pero un gol sobre la hora de los noruegos a Brasil en la última fecha del Grupo A los dejó afuera de los octavos.

Veinte años después, de la mano del francés Hervé Renard -y con Hadji como colaborador-, Marruecos volverá a decir presente en un Mundial. Pero el pase a octavos no será fácil en un grupo compartido con España, Portugal e Irán.

Sin embargo, el seleccionado marroquí tiene herramientas como para ir por el batacazo. Primero que nada tiene un entrenador conocedor de África y que tendrá su primera experiencia mundialista tras ser campeón de la Copa Africana de Naciones con Zambia (2012) y Costa de Marfil (2015).

La formación pareciera estar muy clara en la planificación de Renard. La base que ganó el Grupo C de las Eliminatorias Africanas ante Costa de Marfil, Gabón y Malí dirá presente en Rusia. El ex entrenador francés tiene en el 4-3-3 a su sistema táctico predilecto; y en ocasiones según el rival y/o los intérpretes se puede transformar en un 4-5-1.

Munir, arquero del Numancia que solamente recibió un gol en los ocho partidos de la etapa eliminatoria, estará bajo los tres palos. La defensa sale de memoria con Nabil Dirar en el lateral derecho; el capitán Benatia y Saiss en el centro de la defensa y el joven del Real Madrid, Hakimi, por el lado izquierdo. Al buen trabajo de los cuatro en pos de mantener el cero se suman las interesantes proyecciones que pueden ofrecer ambos laterales más el poderío aéreo de los centrales.

Los tres del medio serían el experimentado Karim El Ahmadi (Feyenoord de Holanda) más retrasado con Belhanda (Galatasaray de Turquía) y Boussoufa (de buena temporada en el fútbol de Emiratos Árabes Unidos) a sus costados. Un mediocampo con poca marca pero con mucho juego.

El delantero centro más utilizado en la etapa clasificatoria fue Khalid Boutaib, interesante jugador que milita en el Malatyaspor turco. El Kaabi, goleador del KS Berkane y uno de los pocos representantes del fútbol doméstico, podría ser otra alternativa.

Como extremos, en este sistema con tres delanteros, aparecen Ziyech y Amrabat. Hakim Ziyech es una de las principales esperanzas de este buen equipo marroquí y su buena temporada en el Ajax lo avalan. Por el otro costado irá Nordin Amrabat del Leganés de La Liga.

Tanto Ziyech como Amrabat suelen jugar en sus clubes como volantes, por lo que en caso de ser necesario pueden cumplir funciones más defensivas para que el sistema de Renard migre del 4-3-3 al 4-5-1.

Como alternativas son de destacar los defensores Da Costa y Mendyl y el mediocampista Amine Harit, este último nombrado como el mejor novato del año en la Bundesliga por su performance defendiendo los colores del Schalke 04.

El arranque ante Irán será clave para las aspiraciones marroquíes. Luego vendrán los candidatos Portugal y España. En México 86, Marruecos fue el primer africano en superar la fase de grupos en un Mundial. Renard, gran hacedor de hazañas, irá en Rusia por una más.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s