Dos historias para hacer historia

Tal vez los nombres de Guillaume Hoarau y Miralem Sulejmani no les suenen para nada. A menos, que sean fanáticos del Football Manager como quien escribe este artículo. Pero, ¿por qué escribir sobre estas personas? Simple. Hoarau acaba de coronarse goleador de la Superliga Suiza y Sulejmani estuvo bastante cerca de su registro de goles. Pero eso no alcanza, sino que su equipo Young Boys, de la ciudad de Berna, se acaba de coronar campeón el fin de semana pasado, finalizando casi una tiranía dentro del país a manos del Basilea que duró ocho años. Pero también, el equipo es campeón luego de 32 años.

Y claro, no podemos no hablar de sus figuras y contar sus historias. Fallidas, sí, pero que los toman en las tres décadas de vida haciendo historia con un club suizo.

Guillaume Hoarau y Miralem Sulejmani tuvieron la posibilidad de surgir de dos canteras prodigiosas en Europa. El primero desde Le Havre lugar donde Riyad Mahrez o Paul Pogba hicieron sus primeras oportunidades, y el segundo, desde Partizan donde Lubomir Fejsa o Mateja Kezman supieron hacer sus primeras armas. Ambos poseen orígenes al menos curiosos, el primero nació en la isla de Reunión, territorio de ultramar de Francia que aún maneja cuasi colonialmente en el sur de África, cerca de las costas de Madagascar.  Y el segundo si bien posee la nacionalidad serbia, es un jugador hijo de kosovares por lo que ambos encierran un origen diferente al que podemos observar en otros jugadores.

Tal vez el camino de Sulejmani para llegar al Young Boys fue más auspicioso que el de su socio en la delantera del equipo, el joven serbio luego de Partizan, donde casi no jugó, pasó a la liga holandesa. En Heerenveen hizo una dupla formidable con un delantero brasilero de poca calidad, pero increíble habilidad goleadora: Afonso Alves (que luego recaló en Middlesbrough sin gran suceso), el rendimiento en el club de mitad de tabla holandés, le permitió ser parte de Ajax por los siguientes cinco años (2008-2013), al mismo tiempo y durante la misma cantidad de temporadas Guillaume Hoarau pasaba de Le Havre a Paris Saint-Germain, pero no se dejen engañar. Ese PSG fue previo a la compra del club por parte de los petrodólares cataríes.

Aquel PSG necesitaba de un nueve de calidad, y sobre todo de nacionalidad francesa, la recepción de una figura nacional por parte del equipo de la capital era la clave para poder consolidar un proyecto que comenzaba, lento pero seguro a tomar forma. Hoarau cuajó muy bien, logrando 20 goles en la primera temporada dirigido por Paul Le Guen, pero el equipo capitalino no pudo ni ingresar en competiciones europeas, quedando sexto. Sulejmani tampoco se pudo alzar con un título liguero, fue la temporada del AZ Alkmaar de “Lucho” Van Gaal, que arrasó la liga con 11 puntos de ventaja al Twente (2do).

Las siguientes temporadas de ambos jugadores pasarían sin pena ni gloria, pero Sulejmani lograría tres Eredivisie aunque sin ser gran protagonista, pero si aprovechando el enorme rendimiento de Luis Suárez o Klaas Jan Huntelaar, siendo uno de los asistidores de estos dos delanteros. En tanto Hoarau, comenzaría ver como un PSG en donde compartía plantel con Cristian “Cebolla” Rodríguez, Ludovic Giuly, Claude Makelele, ambos cerrando su carrera, era comprado por un jeque que le rodearía de jugadores como Thiago Silva, Marco Verratti, y por supuesto, Zlatan Ibrahimovic. Así, llegaría su primera Ligue One de Francia, pero claro, solo disputó seis partidos de liga, consiguiendo un solo tanto, siendo su peor temporada, y cerrando su salida a la liga de China, cuando ni siquiera iban figuras como hoy en día.

Sulejmani en tanto pasaría transferido el mismo verano al Benfica portugués, donde jamás pudo acomodarse en el once inicial, jugando poco más de treinta partidos en dos temporadas.

Ya en 2015, Sulejmani recalaría en el Young Boys, momento en el que se encontraría con su socio actual, Hoarau. Ambos pasaron de equipos capitalinos y muy fuertes en sus ligas (Ajax y PSG) a lugares donde no pudieron ser titulares nunca, Benfica en el caso del primero y tanto Dalian Aerbin (China) como Girondins Bordeaux en el caso del segundo.

Pero en una nueva capital europea como Berna encontraron su lugar en el mundo. Hoarau promedió en las tres primeras temporadas veinte goles en tanto Sulejmani llega a un gol o una asistencia cada dos partidos.

Esta temporada ambos han participado en 39 de los 77 goles del equipo en la liga entre asistencias y goles. Esta historia doble, nos muestra que el fútbol es un deporte maravilloso, y que encaja siempre las cosas en su lugar.

Ambos jugadores lucharon cinco temporadas en clubes muy importantes a nivel europeo y no pudieron lograr grandes rendimientos, no obstante, dos después de ello, el destino los encuentra para en cuatro temporadas, lograr un título histórico que había sido logrado por última vez cuando ninguno de los dos había nacido.

Autor: Alex Machado

Orgulloso Profesor de Geografía. Fundador de Detrás Del Arco.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s