Experiencia y juventud en el Principado

Le Championnat comenzó con un claro favoritismo para el Paris Saint-Germain por lo que habían sido las anteriores temporadas, coronándose como campeón desde 2012-2013. En esta ocasión, no estuvo a la altura de las circunstancias para defender el liderazgo obtenido y el Mónaco, con sus jóvenes promesas, buen juego, continuidad y perseverancia, logró imponerse y así truncar un lustro de triunfos parisinos, proclamándose y alzando el trofeo, tras 17 años de ausencia en lo que respecta a títulos de liga.

Radamel Falcao, consiguó ser protagonista y referente a lo largo de casi todo el campeonato en el conjunto del Principado; junto con Mbappé combinaron una delantera de experiencia y juventud, afianzándose y consolidándose con el paso del tiempo, generando el mejor rendimiento hacia el final del campeonato, en la etapa decisiva.

Justamente Mbappé, resultó ser la revelación del certamen, con un nivel superlativo y una cuota goleadora sorprendente pese a su corta edad, apenas 18 años. Otras “joyitas” del conjunto monegasco fueron Bakayoko, Lemar y Sidibé, -todos franceses-, también con mucho talento y excelentes performances.

El rédito de esta exitosa coronación estuvo a cargo del astuto técnico luso-venezolano Leonardo Jardim, quién supo encontrar el equilibrio necesario para extraer el mayor provecho de sus dirigidos, sin jugadores de renombre internacional.

Como participación individual destacada en la Ligue One 16-17, está el impresionante promedio de goleo proporcionado por Alexandre Lacazette en el Olympique de Lyon, 28 goles en 30 partidos jugados, más de la tercera parte del total de goles convertidos por el equipo (77 goles) en toda la temporada.

En el aspecto negativo, el Saint-Étienne -club con mayor cantidad de títulos domésticos- no pudo acceder a puestos de copas europeas para la temporada 2017-2018, quedando en la octava posición.

Por el lado individual, Mario Balotelli -con pasado por equipos importantes del continente-, arribó al Niza con el objetivo de dar pelea por el título. Su equipo inició con convicción y pisando fuerte, hasta el punto tal que estuvo durante algunas fechas como primero en la tabla. Luego perdió contundencia y finalmente se ubicó tercero al finalizar el certamen.

11LigueOne.png

En lo que respecta a los descensos en esta temporada; Lorient, Nancy -dirigido técnicamente por el uruguayo Pablo Correa y que tuvo en sus filas a otro compatriota, Erick Cabaco- y Bastia -de la isla de Córcega- no alcanzaron para colmar las expectativas, resultando relegados de categoría para el próximo año.

Por el contrario, quiénes ascendieron al máximo estamento del fútbol francés fueron Strasbourg, Amiens y Troyes.

Autor: Nico Ravelo

Futbolófilo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s